• El autor se dice abrumado por homenaje por su 80 aniversario de vida

Dentro del programa de actividades del Homenaje por el Octogésimo Aniversario del Dr. Jaime Labastida Ochoa, se presentó el libro Animal de Silencios (1958-1918), edición de la UAS, que congrega toda la obra poética del filósofo, periodista y poeta nacido en Los Mochis, y se impuso su nombre a una sala del Edificio Central de la Universidad Autónoma de Sinaloa.

Con la presencia de Papik Ramírez Bernal, Director General del Instituto Sinaloense de Cultura, en representación del Gobernador del Estado, el acto congregó a representantes de diversas instituciones, entre ellas el Dr. Juan Eulogio Guerra Liera, Rector de la UAS; Lic. Jesús Estrada Ferreiro, Presidente Municipal de Culiacán, Mtro. Élmer Mendoza, Presidente de El Colegio de Sinaloa, la Dra. Ilda Elizabeth Moreno Rojas, Directora de Editorial UAS y por supuesto, el poeta Jaime Labastida Ochoa.

En la hoy Sala Universitaria “Dr. Jaime Labastida Ochoa”, a un costado del auditorio Ruperto L. Paliza, el rector comentó que “otra forma de celebrar la vida y la obra de Jaime Labastida es a través de la publicación del libro Animal de Silencios donde se recopilan los poemas escritos entre 1958 y 2018, sesenta años de creación incesante”.

El acto de presentación del libro estuvo presidido, tras el acto protocolario, por el poeta y filósofo acompañado por el escritor Élmer Mendoza y por Elizabeth Moreno Rojas, quien dijo que “no es justo que una obra poética como la de Jaime Labastida ande desperdigada”, por lo que se decidió integrarla toda en un solo volumen, ocho libros en total, desde 1958 a 2108.

A su vez, el poeta se dijo abrumado por este evento ya que no esperaba tal homenaje: “Siento que no lo merezco, me abruma en demasía la manera como la UAS me ha tratado a lo largo de los años, y este libro de una pulcritud verdaderamente excepcional, está muy bien diseñado, muy bien hecho, con un papel extraordinario… Varios amigos han hecho elogios de la belleza y la pulcritud de la edición”, manifestó.

Luego, se realizó una charla en la que Élmer Mendoza y Moreno Rojas cuestionario a Labastida en torno a diversos tópicos de su obra, así como anécdotas familiares o personales, y leyó algunos poemas de su vasta obra, entre las preguntas del público.