Con el fin de brindar mayor seguridad e inclusión de los padres de familia y nuestras instituciones de Seguridad Pública a nuestros alumnos en los planteles del Estado de Sinaloa, nuestro Director General Lic. Melchor Angulo Castro y el Secretariado Ejecutivo del Sistema Estatal de Seguridad Pública llevaron a cabo la firma del convenio de colaboración y la instalación de los primeros comités de vigilancia en los planteles de Culiacán, Costa Rica y Navolato.

El director general compartió con las personalidades presentes que en el tema de seguridad se ha ido avanzando con el programa de Conalep Responsable arrancando en los planteles de Mazatlán I y II en donde se ha instalado accesos electrónicos que al momento de la entrada y salida del estudiante se le envía una información a los padres de familia.

Avanzando en este tema el Director General dijo que se busca anexar a las tarjetas inteligentes un botón de pánico en donde el alumno pida ayuda y envíe su localización a sus padres, esto con el fin de tener una acción inmediata de parte de las instituciones y autoridades del Estado.

También anexo que se tiene un convenio con Derechos Humanos para promover el programa Mochila Segura en donde autoridades del plantel y padres de familia realicen una inspección para evitar introducir objetos ilegales. “Está firma de convenio es histórica y extraordinariamente benéfica, porque eso va a fortalecer estos programas que los papas y los alumnos necesitan” finalizo Angulo Castro.

M.C. Paola Iveth Garate Valenzuela, Directora del Centro Estatal de Prevención Social de la Violencia y la Delincuencia con Participación Ciudadana fue la encargada de la inauguración en la instalación de los comités de vigilancia escolar donde se realizará un plan de trabajo y detectar cualquier anomalía o circunstancias de peligro para los jóvenes, esto con el fin de prever y detectar a tiempo para que las instituciones actúen de manera rápida y coordinada con los planteles.

Agregó que este programa busca disminuir situaciones o factores de riegos con los comités y detectar conductas disruptivas o violentas que afectan de manera particular a los alumnos; a través de estrategias de prevención.